El premiado documental “River Tales” sirve de desahogo a una comunidad de Nicaragua

0
232
Grabado en 2019 bajo la dirección de Julie Schroell, el documental "River Tales" muestra la exuberancia tropical del río San Juan de Nicaragua. EFE/Jorge Torres/Archivo

Managua (EFE).-

El documental “River Tales”, mejor filme de Luxemburgo en 2020, no obtuvo la nominación al Oscar, pero logró calar y sirvió de desahogo a la empobrecida comunidad de Nicaragua donde se grabó, afirmó este domingo el protagonista, el maestro Yemn Jordan Taisigüe.

“River Tales” (“Cuentos del río”) está basado en la percepción que tienen de la vida los niños y jóvenes de la comunidad El Castillo, en el departamento (provincia) de Río San Juan, extremo sur de Nicaragua, que a pesar de llegar a ser uno de los puntos más codiciados del mundo en diferentes épocas, sigue estando entre los lugares más pobres del país centroamericano, sin que nadie repare en la situación.

“El documental mira el mundo desde el punto de vista de un niño, sus necesidades, deseos, su éxito radica en que es muy sentimental, no es superficial, entra en las casas de cada persona, pregunta cosas sencillas, y responden: me siento bien, me siento mal, mi padres migran, muestra la realidad sobre cómo se vive en el paraíso”, dijo a Efe Taisigüe, vía telefónica desde Costa Rica, donde se exilió tras la filmación, luego de denunciar persecución de los sandinistas.

Grabado en 2019 bajo la dirección de Julie Schroell, el documental muestra la exuberancia tropical del río San Juan de Nicaragua, cuya variedad de flora y fauna remiten al paraíso bíblico, pero también refleja la melancolía del próspero lugar que nunca fue y los resultados entre sus pobladores.

CARENCIAS EN EL PARAÍSO

“Retrata la vida de la gente en El Castillo, un lugar muy bello, muy codiciado por extranjeros, con 72 proyectos de canales interoceánicos fallidos, pero también donde se sigue viviendo mal, teniendo necesidades, desigualdades, migración, pobreza” explica Taisigüe, quien además de actor profesional es antropólogo social.

Pero el “retrato”, financiado por Jesus Gonzalez-Elvira y producido por Calach Films, no toma como punto de partida el río que sirvió de idea para un canal interoceánico que finalmente fue construido en Panamá, sino a los niños nacidos un siglo después.

El relato parte de una obra de teatro que montan los “chavalitos” junto con su maestro, Taisigüe, y en el que exponen su visión del mundo, con una clara conclusión: “queremos irnos”, lamenta el profesor.

A pesar de la desesperanza, Taisigüe afirmó que en El Castillo hay “orgullo” por el documental, ya que “logró plasmar un momento de nuestra historia, y de que las imágenes de nuestra tierra se compartan por todo el mundo”.

“River Tales” no solamente cuenta la historia de niños que dicen vivir “en un hueco”, sino que lo ha hecho con honores, al ganar el galardón de Mejor Documental Ambiental en Edimburgo, Escocia; Premio Visiones Periféricas, en Galway, Irlanda; Mejor Película en el Portland EcoFilm Festival, en Portland, Estados Unidos; y el Premio EcoHero, otorgado a Taisigüe por su papel en el relato.

La pandemia de covid-19 hizo imposible presentar el documental en una sala de cine, pero ya fue anunciada una presentación en línea para el 1 de abril próximo, y estará disponible en HBO y Amazon Prime.

Para los habitantes del río, “River Tales” ha sido “un desahogo”, puntualizó Taisigüe.

tel:18883820386

LEAVE A REPLY